14 Mayo 2021, 18:33
Actualizado 14 Mayo 2021, 18:36

Se puede utilizar la fórmula de Simeone, aquella del "partido a partido"... o se puede usar la versión actualizada de Fernando Estévez. El técnico del Badajoz lanza un mensaje claro: "El futuro se escribe en el presente". Y ese futuro glorioso, ese sueño del ascenso pasa por una victoria ante el Zamora.

Es precisamente ahí donde quiere que los suyos pongan el foco. En el partido ante el Zamora. Ahora mismo, la final de finales. Sin una victoria en el Francisco de la Hera, de nada sirven los sueños, porque no se harán realidad. 

Fernando Estévez quiere rebajar la euforia. Pretende que los suyos pongan los pies en el suelo y que ahí los dejen bien anclados. "Tenemos que tener serenidad y máximo respeto por el rival", ha dicho el técnico blanquinegro.

Y es que desde ese respeto al Zamora quiere construir su discurso. Fernando Estévez asegura que su rival del domingo es un equipo "dificilísimo de ganar, que te lleva al límite". Para el entrenador, los números avalan a los zamoranos. A su juicio, han firmado una gran temporada en el grupo más difícil para él, el grupo 1.

En sala de prensa, Fernando Estévez también ha querido mandar un mensaje de agradecimiento a toda la afición que ha hecho largas colas para conseguir una entrada o que se han quedado sin ella. Este jueves, al término del entreno, el técnico se acercó a saludar a aquellos que acampaban en el Nuevo Vivero en busca del ansiado trofeo. "Nos sentimos en deuda con ellos", ha asegurado.

El Badajoz llega a la cita clave de la temporada con todos los efectivos disponibles salvo José Saldaña, lesionado.

 

 

Comentarios