25 Mayo 2022, 14:13
Actualizado 25 Mayo 2022, 14:31

El sindicato CSIF ha exigido tanto al Gobierno central como a la Junta de Extremadura, en una concentración en Badajoz, que impulsen las medidas necesarias para frenar la pérdida de poder adquisitivo que sufren hoy los empleados públicos, así como las iniciativas necesarias para que se recuperen esas cantidades mermadas.

El presidente de CSIF Extremadura, Benito Román, ha afirmado a los medios que esta concentración, convocada junto a la asociación de Policía y Guardia Civil Jusapol, tiene como principal objetivo “la defensa de la dignidad de los empleados públicos y de la calidad de los servicios que reciben los ciudadanos”.

Según ha explicado, la actual escalada de precios ha agravado la pérdida del poder adquisitivo de los empleados públicos sufrida en los últimos años, la cual alcanza ya un 15 por ciento respecto a 2010.

Frente a este “deterioro” que sufren los empleados, las administraciones o áreas como la Educación, la Sanidad, la Agencia Tributaria, los servicios sociales o las fuerzas y cuerpos de seguridad, el Gobierno central “impone más que negocia”, ha dicho.

Por este motivo, Román ha solicitado las convocatorias de las mesas generales de negociación que permitan afrontar una subida salarial “justa” durante 2023 que propicie la recuperación del poder adquisitivo perdido.

A esta merma a nivel nacional CSIF ha añadido la situación en Extremadura, donde el Ejecutivo regional “no ha abonado aún el dos por ciento correspondiente a la subida salarial de 2020, y además bloquea la carrera y el desarrollo profesionales”.

La necesidad de que las administraciones recuperen sus plantillas, y que en este sentido se eliminen las tasas de reposición aún hoy existentes, son otras de las reclamaciones del sindicato.

Benito Román ha afirmado además que el proceso de estabilización de empleo público “también se lleva a cabo sin negociación previa, en una nueva imposición por parte del Gobierno central”.

Por su parte, el portavoz de Jusapol en la región, Jaime Gil, ha afirmado que el actual Gobierno central “se presentó a las elecciones con un programa electoral que incluía la equiparación salarial de la Policía Nacional y de la Guardia Civil con las policías autonómicas”, por lo que ha exigido que se impulse “esta promesa nunca llevada a efecto”.

Estas movilizaciones, enmarcadas a nivel nacional, se han llevado a cabo en la región a las puertas de las subdelegaciones del Gobierno en Badajoz y Cáceres. 

Comentarios