13 Septiembre 2021, 11:01
Actualizado 13 Septiembre 2021, 13:36

Los comerciantes y hosteleros de Mérida afrontan el futuro con incertidumbre. Reconocen que la llegada de la 'nueva normalidad', a partir del 27 de septiembre, les anima a estar esperanzados pero insisten en que su situación actual es crítica. 

En una entrevista en Primera Hora, de Canal Extremadura Radio, Ángel Campos, presidente de la Asociación de Cafeterías, Restaurantes y Hostelería de la capital autonómica, ha señalado que su sector ha sido "fuertemente golpeado por la pandemia".

"Nos han hecho sentir durante meses que estábamos cometiendo delitos continuamente".

"A nosotros se nos ha demonizado bastante. Nos han hecho sentir durante meses que estábamos cometiendo delitos continuamente".

Por eso, ha añadido, ahora la situación es complicada y los próximos meses se afrontan con mucho miedo, sobre todo en lo que a contratación de personal se refiere.

Un argumento que comparte Margarita Gil, comerciante emeritense. Asegura que el comercio local y de proximidad está muy afectado.

"Hemos tenido que reinventarnos para que los usuarios vengan a verte"

Y añade que "hemos tenido que reinventarnos para que los usuarios vengan a verte". En este sentido, afirma que han advertido un cambio en el hábito de consumo. De ahí, que muchos hayan optado por abrir páginas webs o incluso hayan llamado por teléfono a sus clientes para ofrecerles sus productos. Y es que la gente, ha insistido, todavía tiene miedo a entrar en sitio cerrados. 

A pesar de ello, confía en que el fin de las restricciones a final de mes les ayude a salir adelante. Pero también solicita, al igual que la hostelería, que los gobernantes se vuelquen con estos sectores y les ofrezcan ayudas para 'salir a flote'. 

 

Comentarios