22 Noviembre 2020, 16:01
Actualizado 22 Noviembre 2020, 16:01

Explotación de cerdo ibérico en la Sierra de San Pedro. El aspecto de los cochinos, inmejorable; el de la dehesa extremeña, idílico. El campo está verde y la calidad de las bellotas, que son la comida de los animales, es muy buena, sobre todo la de alcornoque, nos cuenta Juan Luis Muñoz, ganadero.

La montanera engordará a los cerdos. Luego serán sacrificados y pasarán tres años hasta que estén listos sus jamones para poder degustarse.

Recuerden, que ya en el comercio, el jamón con la etiqueta negra en la pata es el auténtico jamón de bellota 100% ibérico.

Comentarios