11 Diciembre 2020, 7:57
Actualizado 17 Diciembre 2020, 16:47

El cielo tampoco nos lo deja fácil para olvidar este 2020 y vamos a terminar el año con una conjunción planetaria nunca vista desde la Edad Media y la lluvia de estrellas más intensa de estos 12 meses

Aunque los meteoros de las Gemínidas nos llevan acompañando desde la primera semana de diciembre, alcanzarán su punto máximo de actividad será este fin de semana, concretamente las noches del 13 y 14 de diciembre, cuando será posible contemplar unos 60 meteoros por minuto. Un fenómeno que coincidirá además con luna nueva lo que optimiza las condiciones para su visualización. Las primeras horas tras el anochecer serán las mejores: busca un lugar sin contaminación lumínica, deja que tus ojos se acostumbren a la oscuridad y enfoca hacia el Este, hasta localizar Géminis, al noroeste de Orión.


El día 21, coincidiendo con el solsticio de invierno, Júpiter y Saturno alcanzarán su máximo acercamiento -lo que se conoce en astronomía como conjunción planetaria- llegando a estar a tan sólo 0,1º de distancia, algo que no se veía desde hace cuatro siglos. Los dos planetas más grandes del Sistema Solar formarán lo que parece un planeta doble. De hecho, para la mayoría de los espectadores de telescopios, cada planeta y varias de sus lunas más grandes serán visibles en el mismo campo de visión. Tendría que retrocederse hasta justo antes del amanecer del 4 de marzo de 1226, para ver una alineación más cercana entre estos objetos visibles en el cielo nocturno La conjunción aparecerá en el cielo aproximadamente una hora después de la puesta de sol desde el hemisferio norte, por lo que podrá observarse desde cualquier punto de España. Algunos apuntan a que este evento se identificaría con la Estrella de Belén de las Sagradas Escrituras. Elijan ustedes porque en cualquier caso se trata de un espectáculo que no volverá a producirse hasta 2080.

 

Comentarios