22 Abril 2022, 12:41
Actualizado 22 Abril 2022, 13:52

Un mes después del trágico atropello a dos ciclistas en Fuente de Cantos, donde falleció uno de ellos, el conductor del vehículo, en prisión desde entonces, ha sido puesto en libertad bajo fianza.

La sentencia, a la que ha tenido acceso Canal Extremadura a través de la familia del fallecido, establece una fianza de 6.000 euros para el conductor del vehículo, que se dio a la fuga tras atropellar a los ciclistas. Además, el juez le retira el pasaporte y le prohíbe salir del país. También tendrá que comparecer, cada semana, en el juzgado hasta que se celebre el juicio.

 

La familia se muestra consternada

La familia del ciclista fallecido se muestra consternada, aseguran en un comunicado, por la decisión judicial de dejar en libertad al acusado. Consideran que hay motivos suficientes para que este continúe en prisión y, además, denuncian que a las víctimas no se les ha tomado declaración.

Aseguran que, aunque el acusado no tiene antecedentes penales, sí los tiene policiales y creen que hay riesgo de que vuelva a delinquir. 

 

Un mes desde el fatal atropello

Los hechos ocurrieron el domingo 21 de marzo por la mañana en el kilómetro 48 de la EX-202, cuando el vehículo, en dirección a Segura de León, se encontró con las víctimas, que se dirigían a Montemolín.

El acusado arrolló a los dos ciclistas e, inmediatamente después, huyó del lugar de los hechos. Así lo certificaron testigos del accidente. Se encontraron con el detenido instantes después del atropello: "Nos llamó la atención porque el coche echaba chispas en la parte inferior". Pronto comprobaron el motivo: arrastraba una de las bicicletas en su paragolpes. El vehículo, un BMW negro, llevaba además la luna rota.

El ciclista en mejor estado apenas recordaba lo sucedido; tras acudir al Centro de Salud de Fuente de Cantos, y aunque estaba dolido por sus numerosas quemaduras, recibió el alta ese mismo día. Mucho más delicada fue la situación de su compañero; tras llegar el helicóptero y los sanitarios de Fuente de Cantos, sufrió una parada cardíaca "y necesitó 13 minutos de reanimación cardiopulmonar". Falleció en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario de Badajoz.

Días después de su fallecimiento, la familia y sus vecinos de Fuentes de León organizaron una concentración en la que reclamaban justicia por su fallecimiento, asegurando que no se trató de un accidente.

Comentarios