26 Enero 2022, 11:57
Actualizado 26 Enero 2022, 11:57

El Ayuntamiento de Almendralejo ha aprobado una modificación de la ordenanza fiscal del impuesto sobre el incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana, que recoge una ampliación en las bonificaciones por muerte a favor del cónyuge o descendientes directos.

Esta modificación fue debatida en la noche de este martes por el Pleno para adaptarla a los nuevos cambios normativos y salió adelante con los votos a favor del PSOE y Ciudadanos, ambos socios de gobierno, y en contra del PP y de Vox.

Con estos cambios, las bonificaciones aumentarán del 50 al 55 % en el caso de encontrarse el valor catastral del terreno, en el que no haya construido ninguna edificación, entre 66.000 a 99.000 euros, y aumenta la bonificación del 15 al 25 % en el caso de que el valor catastral supere los 99.000 euros.

También se introducen cambios, acogidos a una sentencia del Tribunal Supremo, como la exención para los casos en que se constante que no se ha producido un incremento de valor del terreno, que estarán sujetas a gravamen las plusvalías generadas en periodos inferiores al año y se establece para el cálculo de la base imponible el método del incremento real.

La concejala de Hacienda, Juliana Estela Mejías, defendió en la sesión telemática que con esta medida se se reducen entre un 20 y un 30 % los ingresos del Ayuntamiento, porque los contribuyentes van a pagar menos, “es una rebaja fiscal lo que se trae aquí literalmente”.

Sin embargo, el PP criticó, a través del concejal José Alberto Pérez, que se han aplicado los máximos coeficientes y las bonificaciones máximas son para bienes cuyo valor sea de más de 99.000 euros, que son escasos en la ciudad.

También la concejala de Vox, Eloísa Gracia, criticó que la rebaja sea “de cara a la galería”, porque no cree que no quieran renunciar a esos ingresos.

Por su parte, el primer teniente de alcalde, Juan Arias, concejal de Ciudadanos, destacó que las bonificaciones se han hecho a propuesta de su partido: “creemos que se podría bajar el impuesto, pero hay que hacerlo poco a poco” porque “tenemos que ser responsables” con la disminución de unos ingresos que podrían afectar a los servicios públicos.

En la sesión también se aprobó ampliar las delegaciones de las funciones de gestión, recaudación e inspección de los tributos en el OAR para añadir la recaudación de las costas judiciales en los procedimientos contenciosos administrativos, que también obtuvo el rechazo de PP y Vox.

Por último, se aprobaron sendas mociones de apoyo a la fusión de los municipios de Don Benito y Villanueva de la Serena y a la concesión de la Medalla de Extremadura a la Federación Extremeña de Caza, y se rechazó la moción de Vox para instar a la Consejería de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio a la inclusión en el censo agrario de los empresarios y empresas agrícolas no recogidas inicialmente en el mismo.

Temas

Comentarios