Extremadura
1 Noviembre 2020, 21:29
Actualizado 1 Noviembre 2020, 21:29

Hace justo siete días que estrenábamos el nuevo estado de alarma y recuperamos un expresión que creíamos olvidada: el toque de queda. España se convertía en el primer país europeo en superar el millón de casos de covid-19. Y Extremadura inauguraba una semana de cifras horribles: rozando siempre el medio millar de contagios, el jueves alcanzamos el récord de positivos: 572 en 24 horas. Una cifra que se repitió de nuevo al día siguiente. El lunes el SES activaba los planes de contingencia en casi todos los hospitales de la región, que superaba por primera la incidencia media acumulada a los siete días a nivel nacional. Y en las urgencias comenzaba a funcionar el sistema de triaje para clasificar a los pacientes en función de la gravedad...

El miércoles la Junta confinaba Alcuéscar, Hervás y Arroyomolinos de Montánchez. Y el viernes Zarza de Granadilla pasaba a engrosar la lista de municipios aislados, doce en total en la región.

Llegábamos al puente con prácticamente todas las autonomías cerradas y dándole vueltas a la posibilidad de un nuevo confinamiento que, de momento, el Ministro Illa descarta.

Sólo en estos siete días nuestra región suma 3.973 nuevos enfermos y 45 fallecidos.

 

Comentarios