10 Junio 2022, 15:35
Actualizado 13 Junio 2022, 13:18

A las puertas de una nueva posible ola de calor en Extremadura, hacemos una revisión a la tendencia en la recurrencia de estos fenómenos. También vamos a repasar algunos datos asombrosos que nos han dejado.

Sol en Valencia de Alcántara. Autor: Álvaro Rodríguez
Sol en Valencia de Alcántara. Autor: Álvaro Rodríguez.

Las olas de calor en Extremadura son cada vez más largas y recurrentes

Según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), las olas de calor van aumentado cada año. Los estudios que han realizado para todo el país demuestran que el número de olas de calor es cada vez mayor. Además, estas olas de calor son cada vez más largas. Es decir, ocupan un mayor número de años.

Como datos destacables, el año 2017 es en el que tuvimos un mayor número de episodios. Por otro lado, 2015 fue el año con más días de olas de calor. La de julio de 2015 fue la más larga, con 26 días consecutivos con temperaturas más altas de lo normal.

 

 

Estos datos son para España, pero son extrapolables a los de nuestra región, ya que todas estas olas de calor también afectaron a Extremadura. Por lo tanto, cada vez tenemos en la región más episodios de calor intenso y ocupan un mayor número de días al año.

Para definir una ola de calor, tienen que pasar más de tres días con temperaturas por encima de un umbral. Este umbral varía dependiendo del percentil 95 de cada observatorio meteorológico. Es decir, las temperaturas más altas de todo el año según los datos observados en el periodo 1971-2000. Se tiene que superar ese umbral en el 10% de las estaciones de referencia del país. En Extremadura, los valores umbrales se encuentran entre los 39 y los 41º C. 

Mapa de temperaturas umbrales en España para determinar una ola de calor
Mapa de temperaturas umbrales en España para determinar una ola de calor.

Cada vez son más habituales las olas de calor en junio

Desde AEMET informan que en el mes de junio, desde 1975 hasta 2010, la media de olas de calor era de una cada siete años. Sin embargo, a partir de 2011, la media es una cada dos años. Un aumento que indica que estos episodios de calor intenso no solo son más frecuentes, sino que también empiezan antes.

La última ola de calor en junio fue la del año 2019, pero la que dejó récords más relevantes de temperaturas fue la de 2017. Esta ola de calor fue, además, la más temprana desde que hay datos, comenzando el 13 de junio.

Mapa de temperaturas máximas del 17 de junio de 2017
Mapa de temperaturas máximas del 17 de junio de 2017.

De hecho, ahora mismo estamos a las puertas de una posible ola de calor, con temperaturas por encima de los 40º C este fin de semana y muy seguramente se alargará también de cara a la semana que viene. En el caso de que este episodio de calor intenso se considere “ola de calor”, desbancaría a la de 2017 y pasaría a ser la más temprana, ya que su fecha de inicio sería el 10 de junio. Por lo tanto, estamos en Extremadura y en el resto del país ante un fenómeno de calentamiento muy evidente del mes de junio.

Mapa de temperatura prevista a 850 hPa del sábado 11 de junio de 2022
Mapa de temperatura prevista a 850 hPa del sábado 11 de junio de 2022.

En definitiva, las olas de calor en Extremadura y en el resto del país son cada vez más duraderas y más frecuentes. Además, cada vez empiezan antes. Puede ser un claro síntoma del cambio climático que se está produciendo debido a las actividades realizadas por el ser humano.

Comentarios