1 Abril 2022, 8:00
Actualizado 1 Abril 2022, 08:00

Tras un principio de año 2022 con situación de bloqueo anticiclónico, que dejó unos meses de enero y febrero con carácter muy seco, en marzo este bloqueo desapareció. El 8 de marzo entró una primera banda de precipitaciones, que dejó lluvias en toda la región. A partir de este evento, el resto del mes ha prevalecido la inestabilidad con muchas nubes y lluvias.

Varias borrascas han atravesado la región

El primer episodio de lluvias se dio entre los días 11 y 15 de marzo y vino de la mano de la borrasca Celia. Unas lluvias que dejaron más de 20 mm acumulados en la mayor parte de la región, y que superaron los 50 mm en la Vera, valle del Jerte y las Villuercas. Ejemplo de estos registros son los 76,8 mm en Aldeanueva de la Vera, 93,4 mm en Piornal y 53,2 mm en Guadalupe.

Acumulados de lluvia (mm) del 11 a 14 de marzo y comparación con lo acumulado en los meses de enero y febrero
Acumulados de lluvia (mm) del 1 al 14 de marzo y comparación con lo acumulado en los meses de enero (azul claro) y febrero (azul oscuro)

Después de unos días de cierta estabilidad, llegó un segundo episodio de lluvias entre los días 20 y 24 de marzo. Una borrasca que entró por el suroeste y dejó precipitaciones bien repartidas por toda la región, con acumulados de lluvia de más de 50 mm en muchos puntos de la geografía extremeña. Algunos de estos acumulados son los 51,2 mm de Badajoz, los 52,6 mm recogidos en Coria o los 104,4 mm de Garganta la Olla.

Los últimos días del mes de marzo en Extremadura, ha vuelto a llover en forma de tormentas y chubascos debido a una nueva borrasca que venía del archipiélago canario y que estaba vinculada a una bolsa de aire frío en altura. Este aire frío se ha mantenido sobre la región hasta el último día del mes. No han dejado grandes acumulados en muchos puntos, aunque sí ha caído con algo más de intensidad de manera local, como los 26,4 mm de Castuera del 29 de marzo o los 26,6 mm de Puerto Rey.

Un mes de marzo en Extremadura con más lluvias de lo normal

Bajo este panorama, en marzo en Extremadura ya se han recogido más de 100 mm en muchas partes de la región, incluso llegando a los 200 mm en localidades de las comarcas del nordeste extremeño. Un marzo que supone más del 90% de las precipitaciones recogidas desde principios de año. Sabemos que ha sido más lluvioso de lo normal, pero ¿qué diferencia hay con respecto a lo que suele llover y con respecto a los meses de marzo de los últimos diez años?

Mapa de precipitación media para el mes de marzo. Fuente: AEMET
Mapa de precipitación media para el mes de marzo. Fuente: César Rodríguez Ballesteros y AEMET

Para ello, vamos a tomar dos observatorios meteorológicos de referencia de la AEMET (Agencia Estatal de Meteorología), los de las dos capitales provinciales, Cáceres y Badajoz-Aeropuerto. En estos observatorios han acumulado en este mes de marzo de 2022 en el caso de la capital cacereña 98,4 mm y en el de la capital pacense 77,4 mm. La precipitación media en el periodo de referencia 1981-2010 para dichas capitales es de 36 mm y de 30 mm respectivamente. Ambos valores suponen más del doble de la precipitación que suele caer en el mes de marzo.

El tercer marzo más húmedo de los últimos diez años

De hecho, si echamos la vista atrás en los diez últimos meses de marzo y sus precipitaciones acumuladas en ambas capitales, marzo de 2022 es el tercero más húmedo desde el año 2013.

Gráficos de barras de datos de precipitación (mm) para Cáceres, de 2013 a 2022, con respecto a la media
Gráficos de barras de datos de precipitación (mm) para Cáceres, de 2013 a 2022, con respecto a la media

Por lo tanto, sí que ha sido un marzo húmedo, pero es superado por los marzos del año 2013 y el del año 2018. Este último es, en ambas capitales, el marzo con mayor precipitación acumulada desde 1920, según el climatólogo César Rodríguez Ballesteros y datos de AEMET.

Gráficos de barras de datos de precipitación (mm) para Badajoz, de 2013 a 2022, con respecto a la media
Gráficos de barras de datos de precipitación (mm) para Badajoz, de 2013 a 2022, con respecto a la media

Por lo tanto, podemos decir que este mes de marzo ha sido muy húmedo, pero en estos últimos años ha habido otros marzos que han superado estos registros. También hay que tener en cuenta que los primeros meses de este año han sido muy secos. Así que, a pesar de estas lluvias, todavía estamos en riesgo de sequía y toda lluvia en los próximos meses será bien recibida.

Comentarios