1 Mayo 2021, 21:27
Actualizado 1 Mayo 2021, 21:27

El gobierno autonómico extremeño ha contabilizado siete fallecidos en el puesto de trabajo en el primer trimestre de 2021.

El más grave, en aguas del río Guadiana a su paso por Badajoz, dejó tres trabajadores ahogados mientras recogían camalote el pasado 25 de enero.

Esta negra lista incluye dos fallecidos en carretera de camino al trabajo y un sanitario relacionado con la covid-19. También falleció un autónomo, aunque no entra en esta estadística. 

En el primer trimestre del año, Extremadura ha notificado 5.094 siniestros. 422 menos que un año antes, lo que supone un descenso del 7,65% . El sector servicios fue el que más bajas laborales presentó, con un incremento del 12,24%. Y el que menos, la construcción. 

Impacto de la pandemia

A pesar de la caída de la actividad, el año pasado aumentó en Extremadura el número de fallecidos en el puesto de trabajo. Fueron 23, el doble que en 2019. La gran mayoría se registraron en carretera debido al incremento del reparto y la mensajería. Seguidos por patologías no traumáticas, principalmente infartos, y por los trabajadores autónomos. 
 

 

Comentarios